Receta veraniega: Sorbete de melón al toque de miel

Mmmm… una receta refrescante ideal como postre o tentempié para días calurosos. Afrutada gracias al melón, y con el toque justo de miel para darle un sabor un tanto más dulce. Muy fácil de hacer y perfecta para ofrecer como postre en comidas de verano con amigos o aperitivos.

Dificultad: fácil

Tiempo de elaboración: 20 min + 2 h 30 min de congelador

Receta sin termomix. Receta sin horno.

Ingredientes para 12 personas:

  • Medio melón grande (importante que sea grande, si coges medio melón pequeño el sorbete casi no te va a saber a melón)
  • 30 gr de azúcar blanco
  • 1 cucharada sopera de miel
  • 150 ml de agua
  • Medio limón
  • Opcional: hojas de menta para decorar

Necesitarás…

  • Una cazuela mediana donde hacer el almíbar
  • Un vaso medidor
  • Un bol donde exprimir el melón
  • Una batidora tipo mixer (si es en vaso con tapa mejor, sin tapa puedes salpicarte)
  • Un molde plano donde congelarás el sorbete (debe de ser plano)
  • Espacio en el congelador

La receta ;):

1.- Exprime el zumo del medio limón.

2.- En una cazuela, pon 150 ml de agua, los 30 gr de azúcar, la cucharada sopera de miel, y el zumo del medio limón. Enciende el fuego a fuego medio y remueve hasta que veas que tanto el azúcar como la miel se han deshecho completamente. Te llevará unos 8 minutos a fuego medio removiendo poco a poco.

Almíbar para el sorbete listo :)
Almíbar para el sorbete listo 🙂

En cuanto esté, apaga el fuego y guárdalo en la nevera.

3.- Pela el melón, quítale las pepitas, y córtalo en trozos pequeños. Pon estos trozos pequeños en el vaso de una batidora y bate fuerte hasta que se haya hecho sopa de melón.

Melón en trozitos
Melón en trozitos

4.- Una vez el melón está triturado y hecho “sopa”, añade el almíbar que has guardado en la nevera y mézclalo todo bien y con cariño con una cuchara, hasta que quede el almíbar bien mezclado homogéneamente con la sopa del melón.

Mezcla preparada :-)
Mezcla preparada 🙂

5.- Ya casi está 🙂 Ahora vierte esta mezcla en un recipiente plano y llévalo al congelador por 90 minutos.

Pasados estos 90 minutos, sácalo un momento del congelador, y remueve toda la mezcla con un tenedor (si no lo haces te quedará con las horas un bloque de hielo). Vuelve a introducirlo en el congelador por unos 30 minutos más.

Pasada esta media hora, vuelve a sacarla del congelador y a remover todo con un tenedor. Una vez removido, vuelve a hacer lo mismo pasada otra media hora. Y ya estará listo para consumir 🙂

Listo para consumir :-) ¡Dulce, refrescante y bueno!
Listo para consumir 🙂 ¡Dulce, refrescante y bueno!

Para decorar, puedes añadir un par de hojas de menta lavadas y servirlo en vasitos transparentes. ¡Verás que refrescante, dulce sin ser para nada empalagoso, afrutado y delicioso!

Sorbete de melón con un toque de miel
Sorbete de melón con un toque de miel

Buen mordisco 😉

 

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s