Receta para los más dulces: Mini bizcochitos de almendra y chocolate

Esta es una receta sencilla de la que se obtienen unas galletas con textura de bizcocho con sabor a almendra y el toque del chocolate puro amargo. Vendrían a ser como unos “mini bizcochitos” de almendra y chocolate. Yo lo encuentro como idea perfecta para llevar a meriendas con amigos o familiares, o para tomar con un buen café de buena mañana. El chocolate puro amargo contrasta con la dulzura y suavidad del bizcocho y la combinación con las láminas de almendra lo hace delicioso.

Dificultad: Fácil.

Tiempo de elaboración aproximado: 15-20 minutos de preparación + 30 min de dejar enfriar en la nevera + 20 min más de preparación + 20 min de horno.

Receta sin termomix.

Ingredientes para unas 30 delicias:

  • 120 gr de mantequilla sin sal
  • 180 gr de azúcar blanco
  • 1 cucharadita de azúcar avainillado
  • 2 huevos
  • 300 gr de harina blanca
  • 1 cucharadita de Levadura hacendado
  • 1 pizca de sal
  • 150 gr de almendras en láminas
  • 1 tableta de chocolate puro negro

Necesitarás…

  • un bol grande
  • papel de horno

La receta 🙂 :

Mezcla de huevo, azúcar y mantequilla

1.- Saca la mantequilla de la nevera y espera a que esté a temperatura ambiente. Cuando esté a temperatura ambiente, pon en un bol grande la mantequilla, el azúcar y los huevos y bate fuerte y sin parar hasta que quede todo bien mezclado.

2.- Cuando esté todo bien mezclado, añade la harina, la levadura, la pizca de sal, la cucharadita de azúcar avainillado y la mitad de la almendra (75 gr) y mezcla bien todo (si es con una cuchara de madera mejor) hasta que te quede una pasta homogénea y bien repartida.

Mezcla lista para dejar enfriar

3.- Deja reposar esta masa en la nevera durante 30 minutos. Aprovecha para encender el horno ahora y precalentarlo a 180ºC calor arriba y abajo para cuando saques la masa de la nevera el horno ya esté caliente.

Haciendo bolas y aplastándolas

4.- Pasados los 30 min de la masa en la nevera, sácala de la nevera y con la masa haz bolas pequeñas con las manos (que puedas cerrar la mano con la bola en la mano). Cuando se te enganche mucho la masa en las manos, enjuágate las manos con agua y déjatelas húmedas. Verás que con las manos húmedas no se te engancha tanto la masa y puedes hacer mejor las bolas

Cubre la bandeja del horno con papel de horno. Pon las bolas repartidas por la bandeja con el papel de horno y aplástalas con los dedos de las manos. Vete humedeciendo las manos con agua para que no se te enganchen las bolas en las manos y puedas aplastarlas sin problemas.

Trozos de chocolate

5.- Coge el chocolate y rompe cada onza en 4 trozos.

Introduciendo el chocolate

6.- Ahora, pon un trozo de chocolate en el centro de cada bola aplastada (si te sobran trozos de chocolate, como a mí, repártelas entre las bolas.

Cuando hayas acabado, espolvorea las bolas aplastadas con el resto de la almendra laminada.

Antes de introducirlo de nuevo todo en el horno, aplasta de nuevo con la mano.

Delicias preparadas para el horno

Ahora sí: al horno durante 20 minutos y listo 🙂

(como siempre digo, cada horno es un mundo con lo que a partir de los 15 minutos ves vigilando y retíralas del horno cuando veas que están doraditas. Verás que en el interior son tiernas pero por fuera crujientes: ¡mmmmmh! 😉

Ahí el resultado. Las comimos recién hechas con mi familia y no quedó ni una :p

Oh Yeah! ¡Buen provecho! 🙂

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s