Receta de un couscous egipcio

Esta receta viene de tierras muy lejanas… 🙂 El couscous es un plato árabe muy completo. De hecho, el nombre original del plato (كسكس kuskus, كوسكوس kūskūs, كسكوس kuskūs o كسكوسو kuskūsū, الطعام al-ta’am), en árabe significa ‘la comida’ porque se trata de un plato principal muy completo que en muchas familias se cocina a diario. Debo decir que, al menos en España, la mayoría asociamos el plato “cous cous” a una ensalada de sémola de trigo y verduras. Bien, si eso se sirve en algún restaurante (que de hecho, así es) digamos que es una variante que ha nacido aquí. El real cous cous, el que se sirve allá donde nació, es el que aquí os detallo que es a base de garbanzos, pollo, cordero, verduras y sémola de trigo.

Dificultad: media

Tiempo de elaboración: 1.30h – 2h

Receta sin termomix y sin horno

Ingredientes para 10 personas:

  • 1 kilo de pechuga de pollo
  • 500 gr de pechuga de cordero (si se quiere se puede coger más)
  • 18 merguez (salchichas picantes árabes, difíciles de encontrar al menos en Barcelona: http://en.wikipedia.org/wiki/Merguez)
  • 500 gr de garbanzos
  • 5 calabacines grandes
  • 5 zanahorias grandes
  • 5 nabos de tamaño medio
  • 1 pimiento verde
  • 5 tomates de tamaño medio
  • 1 cebolla grande
  • 1 diente de ajo grande
  • 5 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 2 buenos puñados de cilantro fresco
  • 3 buenas cucharadas soperas de la especie “ras-el-hanout” (la encontrarás en tiendas árabes)
  • 1 tubo de harissa (salsa picante árabe, opcional)
  • 9 bolsas individuales de sémola de trigo
  • un buen puñado de pasas

Necesitarás…

  • Una olla muy grande
  • Otra mediana para hacer la sémola de trigo
  • Una sartén mediana
  • Bastante espacio para dejar las verduras cortadas.

La receta :):

Trozos zanahoria

1.- Pela las zanahorias. Después de pelarlas, primero córtalas en trozos de 3 cm y luego corta cada trozo en dos en forma de cruz, de manera que te salen 4 trozos de uno. Retíralas.

2.- Pela los nabos y luego córtalos en cuartos. Retíralos.

3.- Coge el calabacín y no lo peles. Pero córtalo en rodajas de aproximadamente 1 cm de grosor. Resérvalo.

4.- Vacía el pimiento verde (quitando las pepitas blancas y las “ramitas” blancas) y cortalo en cuadraditos de unos 3cm de ancho.

Tomates

5.- Pon en el fuego, alto, una olla con agua y cuando ésta hierva sumerge los tomates durante unos minutos hasta que veas que se ponen blandos. Retíralos del agua hirviendo, enfríalos con agua fría y quítales la piel como en la foto: primero haz cuatro señales desde la raíz, coge las esquinas y empieza a pelarlos.

Pelar tomate (2)

Una vez pelados, corta los tomates en cuartos y retíralos.

6.- Ahora vamos a por la carne: corta tanto el pollo como el cordero en cubos de aproximadamente unos 2.5 cm x 2,5 cm y retíralos.

7.- Pela la cebolla y córtala en trozitos y láminas pequeñas.

Pon una olla bien grande con un chorrito de aceite de oliva a calentar en el fuego y cuando el aceite esté caliente añade la cebolla y ves removiendo hasta que ésta esté transparente.

8.- Cuando esté transparente, con el fuego a temperatura media, añade el cordero y los trozos de zanahoria y cúbrelos con agua. Añade 3 cucharadas de la especie “ras-el-hanout” (ojo: es una especie picante y no gusta a todos, si no se quiere muy picante añadir solo una) y deja cocinarse durante 10 minutos.

Cazuela casi completa

9.- Pasados estos 10 minutos, añade los nabos cortados y el pollo. Y cocina a fuego medio durante 5 minutos más.

10.- Pasados estos 5 minutos, añade el pimiento y el calabacín y cúbrelo todo con agua.

11.- Trocea el diente de ajo y añádelo a la cazuela, añadiendo después un poquito más de agua.

12.- Pon el fuego a fuego bajo y cocina todo hasta que el calabacín esté un poco blando, no en exceso. Apaga el fuego y añade los gajos de tomate y los garbanzos previamente escurridos.

13.- Pica el cilantro y agrégalo a la mezcla. Mezcla bien pero con cuidado para no romper las verduras.  Deja reposar.

14.- Ahora toca hacer la sémola de trigo: hazla tal cual indican las instrucciones del envase: pon agua hervir y cuando ésta hierva sólo deja unos minutos la sémola de trigo para que se ponga blanda. Et voilà. Pon sémola de trigo en un plato.

15. Añade dos cucharadas soperas de aceite a la sémola de trigo ya hecha y las pasas y remueve bien toda la mezcla.

16.- Este paso es opcional: Ahora pon en una sartén a fuego medio las salchichas árabes -merguez- hasta que se doren y luego retíralas del fuego. Si no tienes salchichas o no las quieres añadir este paso te lo puedes saltar.

17.- Legó la hora de unir las diferentes partes para tener el plato final, el cous cous:

Primero pon en un plato unas 4-5 cucharadas soperas de la mezcla con la sémola de trigo. Luego añade la mezcla que tienes en la cazuela, la cantidad que tú consideres. Y por último añádele (opcional) las salchicas árabes picantes merguez si las hiciste. Puedes añadir también si quieres la salsa harissa.

Y ya tienes tu cous cous 🙂

Cous cous completo! 🙂
Anuncios

5 Comentarios Agrega el tuyo

  1. RRUEDA dice:

    por primera vez veo una de tus recetas y de verdad tienes una excelente forma de explicarlas.

    1. Mccita dice:

      ¡Muchas gracias RRUEDA! Intento que así sea, ya que a lo largo de mi vida me he ido encontrando muchas recetas incompletas o que daban cosas por sentado y lo que yo intento es explicar todo paso a paso sin dar cosas por sentado o por entendidas. Si ves cualquier cosa que pueda mejorar, ¡soy toda oídos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s